viernes, 16 de agosto de 2013

cara B.

Tengo una libreta de los Beatles llena de te quieros, poemas moñas que no siguen ninguna métrica y romanticismo más propio de Proust que de Bécquer.





Y a mí, lo que me gusta es tocarte el pelo y que te levantes tarde de la siesta.
Pero ese es otro tema.



Vetusta Morla – Maldita Dulzura

miércoles, 14 de agosto de 2013

movidas de persona retra.

Yo mato el tiempo a disparo limpio, como el que caza zorros. Nada de humo al salir la bala, ni sangre o vísceras saltando y llenándolo todo de porquería
 (porque seamos sinceros, es mucho más cinematográfico (pero aquí nadie habla de cine (¿te vienes al cine?) no soy Bollero) pero es porquería que limpiar después y paso)

Siempre he creído que es la mejor manera de hacerlo. 
(Hay quien lo mata follando o leyendo, pero ya hay que ser malo para matar a nada ni nadie haciendo esas cosas.) 
No sé, pienso yo.

Lo que yo te diga, un tiro entre ceja y ceja.


Y ya mismo es otra vez día nueve. Y habrá regalos.
Para entonces, espero haber leído y follado mucho. Contigo. 
(con el tiempo no me interesa nada, no me van esos rollos raros)


Ya inventaremos nuevas maneras de matarlo, ¿no?



sábado, 3 de agosto de 2013

comerte la oreja sin ser Mike Tyson.

El Joker bebiendo café con cuatro cucharadas de azúcar.
No sé, quizás me he pasado un poco,
bueno, después me doy un baño y todo solucionado ¿no crees?

Un aire caucásico tiñe tus mejillas
y me llega(s) ya rancio.
Putrefacto.
Asfixiante.

Y esto es una tragicomedia
o la felicidad de un perro al lamerse el culo.



Devendra Banhart – Für Hildegard von Bingen